Zafarrancho semanal, así desmontamos nuestro obrador para la limpieza

En nuestra fábrica la limpieza tiene que ser diaria y muy meticulosa ya que trabajamos con algo tan escandaloso y difícil de ocultar como es el aceite.

  Por ello diariamente al terminar la jornada nuestro obrador se limpia a conciencia para que quede impoluto, pero semanalmente, hacemos el ZAFARRANCHO, ya que procedemos al desmontaje de nuestras máquinas en el obrador.

Traslado los instrumentos que intervienen en la fabricación

En este proceso, se traslada al lavadero que está situado junto al obrador todos los instrumentos que intervienen en la fabricación tales como las paletas, los escurridores, las cubetas, etc. Para proceder a su limpieza.

También las cintas de inspección y todo lo que se pueda desplazar para tener el mayor espacio y libertad de movimiento dentro del obrador y así continuar con el proceso de limpieza y desinfección correctamente.

La envasadora, por ejemplo, se desmonta todo lo posible para poder llegar a los sitios más escondidos posibles:

Nuestras envasadoras son las dos iguales a simple vista, al igual que los multicabezales, que están compuestos de vasos donde las patatas o los aperitivos van cayendo desde la cinta para caer directamente en la bolsa de su envase, y a la hora de la limpieza, estos vasos se desmontan dejando solo la cabeza como observamos en la foto.

Al ir limpiando las diferentes máquinas, los cubrimos con materiales aptos para la alimentación con el fin de que estén protegidos después de su limpieza y preparados para usar en la fabricación.

En nuestra fábrica, es muy importante la limpieza y desinfección de toda nuestra maquinaria, ya que como siempre recalca nuestro Gerente Manuel Conde: “hacemos de comer”. Y es por ello, que cada semana procedemos a este zafarrancho necesario, para que nuestros productos sean seguros.

Así, cada lunes después del desmontaje, da mucha alegría llegar y ver todo totalmente inmaculado y dispuesto para poner todo en funcionamiento y comenzar la producción.

  ¿Qué lastimita volver a ensuciarlo verdad? Pero no pasa nada, al final del día se queda así y vuelta a empezar… Esto es la rutina diaria de nuestro trabajo.

¡Gracias por leer este post!

Zafarrancho semanal, así desmontamos nuestro obrador para la limpieza

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
El Tio de las Papas
¡Hola! ¿En que podemos ayudarte?